Historia, arte y cultura en Santillana del Mar

Tamara Cotero

¡Aviso a los viajeros! Si, si, a vosotros, a los que buscáis aprovechar los viajes al máximo, que no os conformáis y queréis lugares que os den mucho en poco tiempo, pues este lugar es Santillana del Mar. ¿Por qué? Pues es muy sencillo, esta preciosa villa encierra patrimonio de la humanidad, historia, cultura, arte, artesanía y todo eso en un ambiente mágico.
Desde que ponemos los pies en Santillana del Mar nos inunda una sensación embriagadora, mires donde mires, estás rodeado de historia, arte, cultura… Es indudable la riqueza que posee esta villa y es que sin duda recoge “todos los encantos de Cantabria”. Vamos a recorrer cada uno de ellos en este viaje.

Altamira sigue siendo un reclamo cultural de primer nivel, Lugares y Más

El primero son Las cuevas de Altamira, reconocidas como la capilla Sixtina del arte rupestre, que data entre los años 35.000 y 11.000 a.C., descubriremos la réplica de la Neo Cueva inaugurada en 2001, que fue la solución para la conservación de las pinturas originales, actualmente un día a la semana, sólo para 5 afortunados que visiten el museo y que lo soliciten al comprar la entrada, entrarán en el sorteo de poder acceder a una experiencia tan única y actualmente al alcance de tan pocos que, los afortunados que al menos una vez hemos tenido la suerte de haberlas visitado, recomendamos no dejar pasar la oportunidad y participar, una cita tan exclusiva y emocionante que recordaréis de por vida.


Seguimos con el viaje con otro encanto, ahora toca ponerse calzado cómodo, y recorrer las calles adoquinadas del casco histórico de la villa, un viaje al Medievo cuya joya románica es la colegiata de Santillana, del s.XII y mientras llegamos a ella paseando, descubrimos más tesoros de esta época, entramos en la calle Santo Domingo y lo primero que nos encontramos es el palacio de Peredo Barreda, nos dirigimos a la Plaza Mayor en la que nos encontramos junto al Ayuntamiento, la Torre de Don Borja que alberga la Fundación Santillana, la Torre de Merino, la casa de Barreda-Bracho (Parador Nacional),y la Casa de las Águilas y la Parra. Mires donde mires todo es historia, no despegamos la vista de nuestro alrededor, de izquierda a derecha, de arriba a abajo, nada nos saca de nuestro paseo por el Medievo. Mientras seguimos nuestro recorrido hasta la Colegiata, seguimos encontrando encantos, museos como el Diocesano Regina Coeli, el de Jesús Otero y alguno tan sorprendente como el Museo de la Tortura.


Nuestra merienda no puede ser otra que el vaso de leche fresca con bizcocho, quesada o sobao, aunque lo típico de Santillana es con bizcocho, ya que hay un dicho que decía que “el que no bebiera un vasuco de leche y bizcocho, no se casaba.”

La Colegiata de Santillana es una referencia del Románico en España, Lugares y Más

El zoo que posee la villa es una atracción para todas las edades, bisontes, tigres blancos…. ¿Quién se resiste a esta oportunidad? Y para los que busquen un descanso, tomar el sol y bañarse en la playa, Santillana tiene una playa que enamora, Santa Justa su antigua ermita construida en una cavidad en el acantilado es una belleza que no te puedes perder.
Es uno de esos destinos atemporales, cualquier época del año es perfecta para pasear por sus calles, hasta el 5 de enero, cuando sus calles se engalanan con la iluminación navideña y se inunda de ilusión y magia con el Auto Sacramental y la Cabalgata de Reyes, por eso está declarada fiesta de Interés Turístico Nacional. Lo dicho en Santillana encontraréis todos los encantos de Cantabria.

Excusas para viajar, destinos de cine

Tamara Cotero

Llega el verano y nos hemos acordado de los indecisos que no tienen todavía pensado donde pasarán sus vacaciones. ¿No os encantaría visitar los preciosos paisajes que salían en la serie de Doctor Mateo?¿O visitar la preciosa plaza de España, de Sevilla escenario de Star Wars? ¿O entrar en el Gran Hotel? Estamos seguros que todos tenemos algún destino de película en España que nos gustaría conocer, para recorrer nuestra geografía y hacernos sentir los protagonistas de nuestra serie o peli favoritas. El Palacio de la Magdalena se construyó alrededor de 1909 para albergar a los reyes durante sus vacaciones. Un lugar de ensueño que despierta grandes pasiones a todos los que lo visitan y que se convirtió durante tres temporadas en el famoso Gran Hotel, escenario de la serie que nos mantuvo en tensión siguiendo el amor imposible entre Julio (Yon González) y Alicia (Amaya Salamanca) e intentando descubrir los secretos que escondía cada personaje. Patones de Arriba, este pequeño pueblo madrileño, pasó a llamarse Cantaloa en la ficción, fue otro de los escenarios elegidos para continuar la trama de esta serie que nos mantuvo pegados a la televisión. Como no acordarnos de la película 8 apellidos vascos, y de esa maravillosa iglesia donde tiene lugar el desastre de boda: se trata del acantilado de Zumaia. Desde el estreno de la película, todos estos lugares pasaron de ser casi desconocidos a estar llenos de curiosos deseando ver los sitios en los que Dani Rovira y Clara Lago nos hicieron reir a carcajadas. ¿Os acordáis de la serie que protagonizaba Gonzalo Castro y que contaba la historia de un médico destinado a un pequeño pueblo del Norte? Seguro que si, Doctor Mateo transcurría en un precioso pueblo, se llama Lastres,es uno de los pueblos más bonitos del litoral asturiano, en la serie fue bautizado con el nombre de Martín del Sella. Si fuisteis de los numerosos fans de la serie y queréis revivir muchos de sus mejores momentos no os lo penséis dos veces: su gente, gastronomía y el propio pueblo os enamorará desde el primer momento.

Escena de Star Wars en la plaza de España, Sevilla, Lugares y Más

Nos vamos ahora al Sur de España a Sevilla, que también ha dado vida a películas destacables, los seguidores de la saga ya saben que Star Wars : El ataque de los clones contó con esta ciudad para rodar algunas escenas, en concreto en la plaza de España de Sevilla y sus soportales. El Príncipe, esta exitosa serie tiene lugar en la barriada de Príncipe Alfonso en Ceuta. En su cabecera, además del litoral ceutí, aparece el Parque del Mediterráneo e imágenes de las conexiones marítimas y varios monumentos. Aunque se trata de un thriller policiaco, esta producción también visualiza la ciudad como destino, no solo de sol y playa, sino también cinematográfico. Si por algo se caracteriza la serie es porque es bastante fiel a la realidad que se vive allí. Otra de las series de éxito españolas es Velvet, los grandes almacenes de Velvet, como seguro que ya sabéis, están en la espectacular Gran Vía de Madrid. Los efectos especiales han permitido que una de las gigantescas tiendas se traslade a los años 40. Seguro que habéis subido y bajado desde Plaza de España hasta Cibeles y siempre hay algún detalle que os llama la atención. En Madrid se rodaron también escenas de Doctor Zhivago o El Cid, con Charlton Heston y Sophie Loren entre muchas otras. La película Altamira(2016), protagonizada por Antonio Banderas, se grabó en el palacio de Sobrellano, situado en la población de Comillas, ha sido también el escenario de diferentes películas, La residencia (1969), Vera, un cuento cruel (1973), Sexykiller (2008), La herencia Valdemar (2009), Fuga de cerebros 2 (2011). Posee valiosos muebles de Antonio Gaudí, pinturas de Eduardo Llorens y piezas del escultor Joan Roig. El palacio de los Hornillos fue el escenario central de ‘Los Otros’, de Alejandro Amenábar (2001), es una gran finca en la que se sitúan dos palacios: la Casona de las Fraguas y el Palacio de los Hornillos. La Casona de las Fraguas es el más antiguo de ambos (siglo XVIII). El Palacio de los Hornillos más reciente en el tiempo, finales del siglo XIX, es, sin embargo el más grande y sobre el que puso sus ojos Alejandro Amenábar para crear el ambiente de terror psicológico donde Nicole Kidman nos hizo pasar mucho miedo. Una visita indispensable para los amantes de este gran director.

Imágenes de la serie Isabel en la Alhambra, Lugares y Más

Isabel, esta serie que triunfó en televisión, parte de su éxito fue a sus ubicaciones, la última temporada de la serie se grabó casi íntegramente entre las calles de Granada, La Alhambra se convirtió en plató de televisión y las calles de la ciudad viajaron hasta el siglo XV, visita obligada a este monumento declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1984. Almería ha sido escenario de numerosos Spaguetti Western, tan conocidos como ‘El bueno, el feo y el malo‘, ‘La muerte tenía un precio’ e ‘Indiana Jones y la última cruzada’. Para los fieles seguidores de este tipo de películas, pueden visitar los parques ambientados, que nos permite conocer un pueblo del lejano oeste, disfrutar de los espectáculos, disfrazarnos de sheriff, soldado o forajido y montar a caballo…una experiencia inolvidable. Continuamos buscando rincones de España por descubrir…ilusiones y cumplirlas.

Santillana del Mar, todos los encantos de Cantabria

David Agüera

Me enamoré de este lugar una noche de noviembre. Recuerdo que la niebla cubría los tejados de los edificios más altos y que las escasas luces amarillas de la plaza creaban sombras en rincones y callejuelas. Alcé la vista y estaba solo, ni una persona. Me dejé llevar y la imaginación me mostró como hubiera sido la entrada de un carruaje de caballos en la Edad Media por aquel empedrado perfecto y majestuoso. Nunca antes había visto Santillana del Mar de aquella manera. Nunca antes había descubierto los encantos de la joya del turismo de Cantabria como aquella noche en la Plaza Mayor, entre el Ayuntamiento y el Parador Nacional.

La plaza Mayor con el Ayuntamiento, la Torre Don Borja y el Parador, Lugares y Más

Hay pocos destinos que te puedan sorprender y ofrecer tanto como este pedazo del norte de España. Cita imprescindible para el turista que elige Cantabria. Santillana del Mar es, sin lugar a dudas, una de las localidades de mayor valor histórico-artístico de todo el país. Un paseo por cualquiera de sus calles se convierte en un viaje al pasado que en verano realizas junto al murmullo de los miles de turistas que elijen la villa para disfrutar de sus vacaciones. Y es que, aquí se disfruta todo el año porque cada mes ofrece una postal diferente.

Arrancamos nuestro viaje en la Colegiata de Santa Juliana. Una impresionante edificación que ya existía en el siglo IX como monasterio y que daría paso a la prestigiosa colegiata de Santa Juliana en el siglo XII, hoy convertida en el más importante exponente del arte románico en Cantabria. Precisamente, en torno a la colegiata, se desarrolló un núcleo de población que vivió épocas de gran esplendor económico. Además de su claustro, donde el tiempo parece detenerse, cabe destacar que en 2015 la Unesco aprobó la ampliación del Camino de Santiago en España a «Caminos de Santiago de Compostela: Camino francés y Caminos del Norte de España», donde fue incluido como uno de los bienes individuales del camino costero.

Vuelvo a la realidad. Entre la Calle del Río y la Plaza las Arenas el desfile de personas es imparable. Cada rincón merece una parada y los móviles en alto, utilizados como cámaras, se repiten en la panorámica del momento. Me llama la atención un pequeño establecimiento entre los diferentes comercios de souvenirs y talleres artesanos. Un rincón donde los turistas degustan leche con bizcochos, la merienda más popular en la villa, y donde nos dejan con buen sabor de boca para continuar con el viaje.

La Calle el Cantón de Santillana del Mar nos lleva a la Colegiata, Lugares y Más

Los pies me llevan camino de las torres de Merino y Don Borja (conocida por ser sede de la Fundación Santillana). Edificaciones civiles más antiguas de Santillana del Mar que muestran el poder y capacidad económica que esta población tuvo en el siglo XV, aunque su origen real podría ser de la Edad Media. Junto a ellas nos encontraremos construcciones como las casas del Águila y la Parra (convertida en sala de exposiciones), el palacio y la torre de Velarde y la casa de Leonor de la Vega, entre otros muchos.

Recorrer las calles empedradas de este lugar es empaparse de cultura, historia y arquitectura. Pero hay mucho más. Santillana es hoy uno de los municipios españoles más conocidos a nivel internacional por la Cueva de Altamira. Calificada como la «capilla sixtina» del arte rupestre, esta cavidad contiene las pinturas prehistóricas más famosas del mundo. El descubrimiento de la cueva de Altamira, a finales del siglo XIX, provocó una impresionante conmoción entre la comunidad científica de la época. Fue tanta la repercusión internacional que la cueva debió cerrarse, en primer lugar, y restringir su acceso después para proteger las pinturas. Así se crea una réplica de la cueva para deleite de los visitantes en 2001, una recreación que permite la difusión a todo el mundo del arte de Altamira. Inaugurando también la actual sede del museo.

Nuestro viaje va terminando. Pocos destinos nos dan tanto en tan poco tiempo. Llega el momento de comer, la oferta gastronómica de la zona es extraordinaria. Lo mejor de la cocina de Cantabria la encontramos en los restaurantes de la zona: cocido montañés, carnes, pescados, sobaos, anchoas… un lujo convertido en costumbre en Santillana. Tras la comida seguiremos nuestro camino por el Museo de la Inquisición, y el de Jesús Otero (uno de los escultores más importantes del siglo XX nacido en la localidad y con obras repartidas por diferentes partes del mundo como Colombia, Miami…); para terminar disfrutando de la naturaleza… un paseo por las playas de Santa Justa y Ubiarco, en uno de los litorales más bonitos del norte de España. Justo aquí, donde el Cantábrico muestra su bravura, nos quedamos. La postal es mágica, de esas que se guardan en la retina para siempre.